Investigadores de la Universidad Politécnica de Valencia desarrollan un sistema para evitar atropellos en las paradas de autobuses.

Investigadores de la UPV desarrolla un sistema de seguridad para autobuses que ayuda a evitar atropellos en las inmediaciones de las paradas.

El Instituto de Diseño y Fabricación de la Universitat Politècnica de València (IDF-UPV), ha desarrollado un nuevo sistema de seguridad para autobuses urbanos y transporte escolar que permite detectar la presencia de peatones en sus inmediaciones, avisar al conductor de la situación de peligro y, en última instancia, actuar directamente sobre el vehículo para evitar atropellos (especialmente en reinicios de marcha).

Desarrollado en el marco del proyecto SAFEBUS, cofinanciado por el Ministerio de Economía y Competitividad a través del programa INNPACTO 2011, y por la Unión Europea a través de los fondos FEDER, el sistema se instaló de forma experimental en autobuses urbanos de la compañía Castrosua SA -socia del proyecto- y se está implantando en los de la empresa Autobuses Furió SL.

El sistema incorpora diferentes cámaras situadas en puntos estratégicos del autobús que permiten al conductor ver aquellos lugares cuya visión no alcanza con los espejos retrovisores, además de una pantalla situada junto al volante del vehículo, un avanzado software para la detección de personas y diferentes mecanismos de alerta sincronizados con el software.

Diseñado especialmente para proteger a los niños

Según destacan los investigadores, el sistema desarrollado resulta de especial interés para la seguridad de los más pequeños, ya que subsanan las deficiencias de los equipos de seguridad tradicionales, que pueden dejar a los niños que están cerca del autobús en el ángulo muerto de los retrovisores, con el peligro que ello conlleva.

Tal y como explica uno de los investigadores del IDF-UPV, el sistema subsana incluso un posible despiste o falta de atención del conductor: “Nuestro equipo procesa de forma automática las imágenes captadas por las cámaras y alerta al conductor incluso si no está mirando la pantalla”.

El sistema permite generar un bloqueo automático de emergencia

Además del software, los investigadores han desarrollado un mecanismo incluido en el acelerador que, en el caso de peligro, puede llegar a bloquearlo; y un segundo sistema que evita que el conductor siga girando el volante hacia el lugar donde se encuentra el peatón.

“El sistema, en un principio, no inhabilita la conducción”, explicael investigador, “sino que, cuando detecta un peligro, va alertando al conductor, actuando ligeramente sobre el acelerador o el volante. Si el conductor persistiera, puede llegar a generar una parada de emergencia”.

Fuente: Universidad Politécnica de Valencia